La evidencia. Sólo basta subirse al azar en los camiones de las rutas Vallado, Petróleos, Los Huizaches, Toledo, Barrio Pemex, entre otros, para constatar cómo los choferes ponen este tipo de música en horarios en los cuales padres de familia llevan a sus hijos a la guardería, al jardín de niños, o los adolescentes se dirigen a las escuelas. En algunas rutas donde los trayectos pueden ser de más de media hora, los usuarios, a favor o en contra de los narcocorridos, no tienen otra opción más que escucharlos. >Caso omiso. Pese a la advertencia del gobernador Mario López Valdez, quien días atrás dijo que se analiza la viabilidad de retirar concesiones del transporte público a quienes pongan narcocorridos, los choferes de las unidades continúan realizando este tipo de práctica con el consentimiento de los checadores colocados por los concesionarios y los cuales se encargan de cobrar los 'truenos'. >Mal servicio... todavía. Aunado a los narcocorridos, que en nada contribuyen a la educación y los valores, todos los días los usuarios tienen que soportar una serie de deficiencias que viene brindando el servicio urbano, lamentó el presidente de la Comisión Independiente de Derechos Humanos, Luis Rosales Zagal. Informó que durante 2010 la comisión recibió más de 300 quejas contra el mal servicio del transporte. Detalló que la mayoría de las inconformidades son porque los choferes circulaban a exceso de velocidad, no devolvían los centavos, provocaban caídas de pasajeros y maltrataban al pasaje. Los usuarios también acusaron la falta de vigilancia por parte de la Policía Municipal en el interior de las unidades. Rosales Zagal dijo que con la finalidad de continuar con la radiografía del mal servicio del transporte urbano de forma permanente, instalarán las mesas de atención para que la ciudadanía plasme sus quejas e inconformidades. En este año ya recibieron más de una decena de denuncias. Con ello, algunos choferes se han convertido en 'promotores' de la llamada 'narcocultura', que, a decir de los expertos, en nada contribuye a tener una mejor sociedad. "En un año nosotros registramos más de 300 quejas en contra de los choferes y el servicio del transporte urbano " Luis Rosales Zagal, presidente de la Comisión de Derechos Humanos Independiente Usuarios rechazan los corridos en el transporte público Una encuesta realizada a 100 usuarios del transporte urbano por EL DEBATE arroja que un 53 por ciento está a favor de que se prohíban los narcocorridos en el transporte urbano. Un 55 por ciento de los entrevistados consideró que esta música puede afectar la forma de conducir de los choferes y denunció que esta música es escuchada a un volumen muy alto. >Cafres del volante. De acuerdo a la encuesta, el 59 por ciento de los entrevistados considera que los choferes son groseros; mientras que un 77 por ciento indicó que no regresan la feria y un 74 por ciento acusó que los choferes se niegan a subir a los estudiantes. Los datos de este estudio de opinión también señalan que la ciudadanía percibe que los choferes conducen a exceso de velocidad y que el servicio que brindan es de regular a malo. Corridos tocan, pese al operativo de Vialidad y Transportes Los operativos 'antigarbanzos' y antinarcocorridos en el transporte público sí está operando, sólo que son discretos, aseguró el director de Vialidad y Transportes, Domingo Ramírez Armenta. Rechazó informar sobre qué han encontrado, pues dijo que si se da a conocer se les alerta. El funcionario estatal dijo que no tienen la fuerza para revisar y retirar todo lo que está prohibido en los camiones. >Buenas intenciones. "Ojalá tuviéramos la fuerza y el equipo para de manera simultánea retirar todo. Son mil camiones en Culiacán, 62 rutas y tenemos 70 inspectores para hacer eso", expresó.Indicó que sí están retirando los equipos de sonido con alto volumen, así como tratando de evitar que se reproduzcan los narcocorridos y operen los llamados 'garbanzos'. Ramírez Armenta señaló que a los 'garbanzos' que han detectado los han bajado de las unidades. Agregó que el operativo terminará hasta que se cumpla con el objetivo de evitar 'garbanzos' y música inapropiada en el transporte. Entre violencia y velocidad... Un narcocorrido se escuchaba a todo volumen en el camión de la ruta Vallado. Alrededor de 10 niños, entre ellos bebés, permanecían sentados a escasos metros de la pantalla LCD en la cual se pasaban imágenes de hombres armados y cantantes haciendo alarde del clima de violencia que se vive a lo largo del país y que ha llenado de luto y dolor a miles de hogares. Poco a poco el camión se iba llenando de niños y adolescentes que se dirigían a sus centros de estudio y durante el camino se 'hipnotizaban' por esos videos que habían visto una y otra vez y que hacen alusión a los asesinatos, las borracheras y los actos de delincuentes. >Discos móviles. El chofer de la pesada unidad le subía a la música. El sonido fue casi insoportable para los pasajeros. Pese a la mala cara que hacían algunos, nadie se atrevía a decir que le bajara. El fondo de la música eran los gritos de dos 'garbanzos' desaliñados que en voz alta se contaban lo que había ocurrido durante el festejo realizado en la casa de un camionero de otra ruta. En su relato, los 'garbanzos' utilizaban palabras altisonantes sin importarles la presencia de menores de edad. Entonces una pasajera decidió reclamar su cambio de los 7.00 pesos al camionero y lo llamó "ratero", lo cual fue objeto de burla de los 'garbanzos'. "Vayan a reírse de la más vieja de su casa", replicó molesta la mujer mientras buscaba un asiento. Entonces un checador paró la unidad para exigirle el pago de un minuto de retraso y el chofer se defendía diciendo que había mucho pasaje. "Qué quieres que haga si tuve que hacer varias paradas", argumentaba el camionero mientras le entregaba unas monedas al checador. Después de minutos de alegatos y de la molestia de los pasajeros, el camionero continuó la marcha a exceso de velocidad. Luego de media hora de trayecto, el camión llegó al sector centro. El chofer ya había apagado la música y los 'garbanzos' fingían ser pasajeros; todo como si fuera un servicio de primeraAmbam es un gorila de lomo plateado de 21 años que vive en un zoo de Kent (sur de Inglaterra) que se ha convertido en una sensación en internet gracias a un vídeo de 18 segundos en el que se le ve caminando igual que un ser humano. La filmación ha tenido ya más de 300.000 visitas en la página YouTube desde que fue colgado hace una semana por los responsables de la Aspinall Foundation -www.aspinallfoundation.org-, la organización que dirige el Port Lympne Wild Animal Park, el zoo en el que Ambam tiene su residencia desde hace unos 14 años. Fue grabado por Johanna Watson, una investigadora que trabaja en un proyecto sobre la movilidad de los grandes simios y que se quedó muy sorprendida por el comportamiento extraordinario de Ambam. Phil Ridges, el cuidador del animal, explicó sin embargo que no se trata de un comportamiento nuevo, sino que el gorila ha caminado sobre sus extremidades traseras desde que era pequeño. “Ambam fue criado por seres humanos durante varios meses cuando tenía un año, porque se puso muy enfermo y, como última opción, tuvo que ser apartado de su madre Shumba”, dijo. “Llegó a Port Lympe cuando tenía entre 7 y 8 años”, agregó Ridges al hablar de un gorila que pesa 220 kilos y que forma parte de un grupo de machos de una especie procedente de los bosques tropicales del occidente de África y que está amenazada de extinción. El zoo informó de que Bitam, el padre de Ambam, también solía caminar cuando tenía las manos ocupadas de comida. Además, el gorila caminante tiene dos hermanas, Tamba y Howletts, siendo esta última la que parece seguir los pasos de Ambam. Ridges indicó que todos los gorilas pueden caminar ocasionalmente en posición erguida, pero destacó que “no hemos visto a ningún otro que lo haga como Ambam, que se ha convertido en una celebridad”. “Pensamos que lo puede hacer para poder mirar por encima de la pared cuando los cuidadores vienen a alimentarle. Estar de pie también puede ayudarle a buscar comida, ya que llega antes al punto de entrega y puede llevar más cantidad en sus manos”, señaló. “También significa que no se moja las manos cuando llueve”, agregó el cuidador del animal. Ambam nació en 1990 en Howletts, un zoo que también forma parte de la Aspinall Foundation, organización que protege especies raras y que tiene proyectos de rescate y recuperación de gorilas en el Congo y Gabón, donde protege un millón de hectáreas de bosque tropical. Port Lympe y Howatts tienen las comunidades más grandes de gorilas en cautividad fuera de África y han acogido hasta la fecha el nacimiento de más de 120 nacimientos de estos animales. La Aspinall Foundation rescata bebés gorilas que pierden a sus padres, cazados por su carne, y los reintroduce en su entorno natural, en las reservas que controla esta organización. Su coordinador de Comunicación, Bradley McManus, comentó que consideraron una buena oportunidad difundir este vídeo a través de internet para dar a conocer la situación de los gorilas. La Fundación ya tuvo éxito en el pasado con la difusión de un vídeo que mostraba el emotivo reencuentro del propietario de los zoos, Damian Aspinall, y un gorila llamado Kwibi, que había pasado por Howletts y que había sido puesto en libertad años antes. El vídeo ha recibido 1,5 millones de visitas en la red desde que fue colgado en abril pasado, pero todo parece indicar que Ambam y sus andares llevan camino de superarlo." name="description" lang="es"/> como hacer bebes - Videos - MetaTube

Resultados de búsquedas